DE LA PIRATERÍA, HACER UNA PELÍCULA (A GROSSO MODO) Y LA LISTA PARA NAVIDAD

CINE TDS

Series.ly ha decidido dejar de colgar enlaces. Y no sé muy bien como sentirme al respeto. La piratería ha sido una especie de tenia que alimentando la industria con millones de espectadores, más que nunca, también la ha estado devorando. La piratería ha sido ese delito que ha permitido ver películas y disfrutar de series con apenas desearlo. Me apetece una de Ridley Scott, pues lo veo. Quiero una comedia ligera, pues la busco. Esta tarde me hare una maratón de The Big Bang Theory, pues a ello. La piratería es un delito, en eso tengo opinión firme, pero la industria ha reaccionado tarde y mal. La industria del cine, y no es la primera ocasión, se ha creído el ombligo del mundo y simplemente ha esperado que la tempestad se acabase. No les culpo del todo, son muchos gremios, muchos compromisos, muchos problemas, mucho dinero. Pero aún así, mi opinión siempre ha sido la misma. ¿Cómo pueden preferir tener las plateas vacías a bajar el precio de la entrada? ¿Cómo pueden desear cincuenta espectadores a cien? Pueden gastarse los millones que quieran en publicidad pero no hay mejor publicidad que el boca oreja y ese se lo han cargado. Decidieron convertirse en enemigos de la audiencia, en amigos de la crisis. Y eso no se lo perdono, porque no tenían que hacer tanto, solo pensar con la cabeza. Puede que simplifique demasiado, no lo sé. Pero a problemas soluciones y me han dado muy pocas.

 

El cine es una industria que a su vez se compone de muchas industrias distintas. Una gran cantidad de profesiones viven con el cine. Y es esa reflexión la que muchas veces me hace sentir tan pequeño: Alguien escribe una historia. En su mente es nítida, perfecta, pero como cuenta Álex de la Iglesia dirigir es ver cómo vas salvando problemas que la realidad enfrenta con el guión. Tienes que escoger a los actores, y las localizaciones, y la luz. Tienes que saber cuál será el ritmo y el tono que buscas. Y no solo saberlo, tienes que comunicarlo con exactitud al equipo que escogerá un vestuario concreto, unos colores para las paredes, una cámara… Pero no hace falta pensar a lo grande. Intentad coger vuestro móvil y empalmar diez planos seguidos. Intentad que fluyan sin molestar a la vista. Veréis que es complicadísimo. Y además, si puede ser, intentad contarme algo que quiera ver, algo que me traslade a vuestra historia y que me haga sentir lo que deseáis que sienta… Misión imposible, os lo aseguro.

est_brujas de zugarramurdi_alex

En la universidad te enseñan con el rollo del corto. Nadie quiere a los cortos. Son un coñazo. Su nombre lo indica: Corto. Qué vas a contar en tres minutos? En cinco? En diez? Pues en realidad de eso se trata. De construir escenas de tres, cinco o diez minutos que valgan la pena por ellas mismas, entonces lo juntas todo y si Dios quiere tendréis algo maravilloso. Es muy complicado, y por eso, aunque es un problema más de industria que de artista, la piratería, es una putada. Alguien quiso que la imagen fuese perfecta, y grande. Y el sonido nítido, y los colores claros. Alguien trabajo para que todo fuese perfecto. No es culpa vuestra, lectores. No es culpa vuestra, artistas. La puta industria ha reaccionado tarde, y mal.

 

Se acercan las Navidades y la gente se queda en casa, bajo la manta, con ganas de disfrutas de horas y horas de series y películas amenas. Os traigo una lista (que no un ránquing, odio los ránquings). La lista ni siquiera tiene nombre. Son más bien algunas recomendaciones de un espectador que tiene apuntado que es aquello que verá en los próximos días. No hay nada que no haya visto, me encanta repetir. Disfruto con ello: Empezaremos con metrajes muy ligeros que simplemente dan buen rollo; Love Actually (2003), El diablo se viste de Prada (2006), El diario de Noa (2004), Pearl Harbor (2001), Chocolat (2000) y Pretty Woman (1990). Ya veis, nada raro, nada antiguo. Sin miedo, seguramente las habéis visto todas, me parece bien. Nos iremos a algo un poquito más de autor para disfrutar de Pesadilla antes de Navidad (1993) y La nóvia cadáver (2005). Y ya que estoy con Tim Burton, tambien Big Fish(2003) y Sweeney Todd (2007). No podré pasar sin ver Manhattan (1979), Annie Hall (1977), me iré a Dogville (2003). Revisaré una miniserie muy mala pero que me encanta llamada Harper’s Island (la recomiendo a rabiar) y enlazaré con la saga de Saw. Si estoy muy nostálgico revisaré El resplandor (1980), El exorcista (1973) y La semilla del diablo (1968) y saldré de este torbellino del terror para ir a lo contrario… Clásicos de Navidad Disney, Toy Story (las tres) y En Busca del Valle Encantado (1988) me servirán.

062bcf686 el-resplandor

687-file-name-nightmare-before-christmas-wallpaper toystory

Y será entonces, cuando este empachado de buen cine, que recordare que esto me encanta, que el cine mola mucho, y revisaré algunos de los mejores clásicos: Casablanca (1942), El apartamento (1960), Testigo de cargo (1957)o, Los Hermanos Marx en el Oeste (1940), Gilda (1946)… Nada que no se deje ver, nada complicado. Las Navidades son para comer turrón, hartarse de familia y ver cine ligero. Y eso mola. Mola mucho.

X. SEGÚ

Anuncios

Etiquetas: , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: